IMCP PIDE AL SAT AGILIZAR DEVOLUCIONES


El Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP) solicitó al Servicio de Administración Tributaria (SAT), agilizar el proceso de las devoluciones de saldo a favor para los contribuyentes.
Lo anterior, explicó Mario Morales, vicepresidente fiscal del IMCP, se debe a que la versión anticipada de la Sexta Resolución de Modificaciones a la Resolución Miscelánea Fiscal para el 2018 no logra mitigar, en su totalidad, los efectos de la eliminación de la compensación universal.

La regla 2.3.19, añadió, permite que se lleve a cabo la compensación de cualquier saldo a favor al 31 de diciembre, que cumpla con ciertas características, contra cualquier impuesto a cargo del contribuyente.

“Lo anterior, proporciona una ayuda al contribuyente, pero también es cierto que no logra mitigar en su totalidad los efectos de la eliminación de esta figura ya que los citados saldos no se pueden compensar contra retención a terceros, ni los saldos a favor generados a partir del 2019 podrán compensarse contra otros impuestos ni contra retenciones a terceros”, precisó Mario Morales.

Por ello, indicó que el IMCP, en caso de no permitirse hacia delante la compensación contra retenciones a terceros, pidió al SAT un programa que agilice las solicitudes de devolución.

 

 

Añadió que, en promedio, una devolución puede tardar entre tres y seis meses, por los cual afecta el flujo de dinero de los contribuyentes.

La compensación universal es un esquema mediante el cual el contribuyente que resulte con un saldo a favor, por ejemplo, del Impuesto al Valor Agregado (IVA) podrá pagar otros impuestos que deba con éste, es decir, lo compensa.

Tras el debate y las críticas que hubo por la eliminación de esta figura en la Ley de Ingresos de la Federación (LIF) para el 2019, las autoridades han buscado la manera de mantenerla a través de una regla general para que los contribuyentes no se vean afectados.

 

Requisitos excesivos
 
Asimismo, el IMCP reconoció que los estímulos fiscales que se otorgaron a la zona de la frontera norte beneficiarán e impulsarán la economía de la franja; sin embargo, destacó que alguno de los requisitos que se piden para acceder al programa son un tanto excesivos.
 
“Consideramos que los requisitos, en algunos casos, son excesivos y, adicionalmente, hemos escuchado que el gobierno va a tener más confianza en los contribuyentes; sin embargo, para acceder al decreto los contribuyentes tienen que acceder a someterse a un programa de fiscalización, entonces no se ve reflejado el espíritu de confiar en los contribuyentes en el decreto”, declaró Mario Morales.
 
Explicó que, en algunos casos, existen contribuyentes señalados en el artículo 69 del Código Fiscal de la Federación que no pueden acceder al decreto por cuestiones de algún crédito fiscal, pese a que lo pagan en parcialidades, o aquellos que estén impugnando alguna instancia administrativa, entre otros, por lo cual sugirió a la autoridad a hacer una distinción entre aquellos causantes que sí están en la disposición de pagar sus contribuciones.
 
Aplauden combate a huachicol
 
Por su parte, Florentino Bautista, presidente del IMCP, refirió que desde el instituto aplauden el combate que realiza el gobierno de Andrés Manuel López Obrador contra el huachicoleo.
 
“Esperamos que esto (el suministro de gasolina) en breve se fortalezca por las necesidades que tiene la sociedad. Aplaudimos este combate a la corrupción, sin lugar a dudas estamos de acuerdo con ello. Nos sumamos con paciencia, ya que en lo personal también nos afecta”, refirió.
 
Por su parte, Ernesto O’Farril, presidente de la Comisión de Análisis Económico del IMCP, precisó que es muy difícil estimar el impacto que esta medida pueda ocasionar al entorno económico; no obstante, previó dos posibles escenarios.
 
El primero de ellos, agregó, es un impacto marginal en la economía si se normaliza la distribución de la gasolina en pocos días, mientras que un escenario negativo sería que esto tome más tiempo, lo cual no sólo afectaría el crecimiento económico, sino que tendría efectos colaterales en la inflación.
 
“Esto sí podría generar un efecto mucho más dañino en la economía y tener efectos colaterales, por ejemplo, si tenemos escasez de diésel que es el que se utiliza en los transportes los cuales, a su vez, son los que llevan los perecederos, sí puede haber ahí una amenaza y empezar a registrarse compras de pánico. Esto te va a generar escasez, lo que puede afectar los precios al consumidor final y disparar la inflación. Pero creemos que es probable que se genere el primer escenario”, apuntó.

 

Fuente: eleconomista.com

 

 


Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados